Cuba es un mercado especial y conocerlo supone asumir esa realidad para convertirla en una oportunidad. Es probable que aquí las fórmulas exitosas en otros lares necesiten ajustes o que debas plantearte algo único… i se trata de Cuba!

Desde esa premisa siempre estamos pendientes de los casos de éxito. Hoy nos detenemos en el Rooftop de Dunhill.

¿Qué sabemos?

Marca de cigarrillos Dunhill, de BrasCuba, se abre paso entre los consumidores cubanos.

Tiene un evento exclusivo una vez al mes que genera mucha interacción.

Se trata de una experiencia ligada a la marca, sin dejar de hacer acciones tradicionales de marketing.

¿Qué están haciendo bien?

Tienen una plataforma interactiva a través de la cual cualquier usuario podría aspirar a participar en el exclusivo evento con las iniciativas para ganar una entrada (de nuevo, exclusividad y FOMO juegan su papel para ganar el ansiado Golden Ticket)

Cada mes la sede del Rooftop de Dunhill es una sorpresa, al aire libre, en una terraza encantadora de La Habana, y sobre ello se generan muchas expectativas.

Invitan a personalidades de la cultura, líderes de opinión, artistas de renombre, e influencers.

En cada ocasión tienen una propuesta musical novedosa para acompañar la velada.

La marca está presente en varios soportes de merchandising personalizado, encargado a empresas como EBM Marketing Solutions.

Usan las redes sociales exitosamente a través de una etiqueta única para monitorearlo: #rooftopdunhill

Rooftop Dunhill

La más reciente edición en el restaurante Yarini

No importa si eres consumidor de Dunhill o no, sino del tipo de experiencia que provee la marca desde un evento hecho a la medida. Destacan el acierto de encargar la coordinación general a una empresa como Four Wives, cuidar la imagen y tener previsto en cada evento una memoria gráfica, entendiendo que cada reunión es única, así como prever acciones de comunicación durante todo el mes, aunque el evento dure algunas horas.

Dunhill nos muestra cómo una marca de cigarrillos, con las restricciones propias de la comunicación asociadas al tipo de producto, logra llegar a su público, apelando a que sea aspiracional asistir a esa fiesta, y que haya diálogo seas o no consumidor.  La comunicación cubre un ciclo completo : se hace una previa muy fuerte,  durante el evento ocurre el pico comunicativo y posterior a cada Rooftop Dunhill se cierra el círculo desde contenido compartido y propio.

Un mundo rico de posibilidades que para nuestro cliente se construye con mucha creatividad y engagement en el completamiento de sentidos. Anota esas dos palabras: Creatividad y Engagement.

En la terraza del Hotel So Paseo del Prado La Habana

 

Merchandising a la medida #rooftopdunhill